Cómo la digitalización está cambiando la logística

¿”Perder” tiempo digitalizando o perder competitividad por no hacerlo?

La industria de la logística terrestre está extremadamente fragmentada y analógica. En Latinoamérica el promedio de empresas pequeñas (1-5 camiones) llega al 90%. Y, tanto empresas pequeñas como medianas y grandes suelen estar muy mal conectadas entre sí y para con sus clientes (y clientes potenciales)… o, si lo están, es al estilo “vieja escuela”: tablas de excel, notificaciones vía whatsapp, teléfono, email y sms. ¿Cuál es la consecuencia de esta metodología cuasi analógica? Ineficiencia logística y emisiones de CO2 innecesarias. La misión de Avancargo es modernizar a esta industria sub-digitalizada.

Un tercio de los camiones que viajan en la ruta en Latinoamérica (y en gran parte del mundo) lo hace completamente vacío y entre 50 y 60% lo hace con carga parcial. Esto es consecuencia de la fragmentación del mercado y la asimetría de la información. 70% del parque de camiones en Argentina, por ejemplo, son propiedad de empresas con flotas menores a 10 unidades. Esto hace que, por el tamaño de la empresa (falta de ejecutivos comerciales, como pueden tener los grandes operadores logísticos) no tengan clientes dadores de carga en todos los destinos donde terminan los viajes sus camiones. Por ejemplo, un chofer viajará con carga de Buenos Aires a Mendoza. Pero, posiblemente no conozca a nadie en Mendoza para conseguir la carga de vuelta. Suponiendo que conoce a alguien en Neuquén, viajará vacío hasta ahí para poder tomar una carga de vuelta desde Neuquén a Buenos Aires. Por la falta de digitalización de la logística es que existen estas ineficiencias, y los camiones terminan haciendo varios miles de kilómetros vacíos en el año. Esto impacta directamente no solo en costos (ineficientes) para la empresa, sino también en emisiones de CO2. Y por eso, la industria logística en Latinoamérica es uno de los grandes emisores de CO2.

Las plataformas digitales de logística están facilitando el acceso a la información y por ende ampliando el espectro de cargas a las cuales puede acceder cualquier transportista. Si estas plataformas existen hace más de 5 o 6 años en Latinoamérica, ¿por qué la logística sigue siendo ineficiente y con un 30% de camiones vacíos? Claramente, el cambio de lo analógico a lo digital no es fácil y, a veces, hasta genera más miedos que certezas su adopción. Algunas pocas plataformas entienden esto y enfocan sus esfuerzos en el diseño orientado al usuario y a la experiencia de uso. Otras simplemente se quedan en sus desarrollos tecnológicos de hace 5 años en los cuales su objetivo era ser simplemente una bolsa de cargas (al igual que los infinitos grupos de whatsapp que hay dando vueltas entre colegas de la industria logística). Quienes se mantienen vigentes y en constante mejora y desarrollo de nuevas funcionalidades son quienes potencian su crecimiento de usuarios y en última instancia quienes sobrevivirán en el mediano y largo plazo. Funcionalidades tan simples como subir un documento, hace algunos años atrás parecía algo increíble. Y realmente lo era si lo comparábamos contra enviar un email o un correo con el papel físico.

Hoy hay plataformas, como Avancargo, que integran el 70% de los documentos que suelen solicitarse en logística, directamente con el ente regulatorio que lo emite. Tan simple como registrar una patente o dominio de un camión, Avancargo te mostrará si tiene lo necesario para salir a la ruta. Y eso baja, sin duda, los tiempos que un transportista dedica a la gestión documental por un lado, y por otro favorece a la digitalización del usuario ya que se le ponen menos trabas para operar digitalmente de lo que se hacía hace 5 años. Sumado a esto se trabaja de manera más transparente y segura y se hacen los procesos de aprobaciones documentales por parte de los dadores de carga en segundos (vs horas que lleva cuando hay sistemas obsoletos de gestión documental!). Estos “pequeños” cambios y funcionalidades en la manera de operar, apalancan grandes beneficios para las partes involucradas en la logística. Y por este tipo de funcionalidades es que los usuarios reconocen un mayor valor agregado al operar digitalmente y por ende hacen el esfuerzo por aprender. Así, no solo acceden a nuevas cargas, sino también encuentran una manera de no quedar fuera del sistema por competitividad. En empresas de transporte logístico y operadores del tipo 3PL, el impacto en tiempos al usar estas herramientas se multiplica según la cantidad de unidades que integren la flota.

tesettürtesettür